iconActivityiconArrowBackiconArrowBottomiconBasketiconBasket2iconBasketGastroiconBubbleSingleiconBubbleSpeechiconCalendariconCalendarCheckiconCheficonConciergeiconDestinationexpandiconFacebookiconFavoritesiconFlowersiconGifticonGooglePlusiconHistoryiconHomeiconHoteliconHouseRCiconHouseRC2iconInstagramiconInvitationiconLabeliconLinkediniconListiconLockiconLogouticonLysRCiconLysRCLefticonLysRCRighticonMailiconMedalPlusiconMembersiconMobileiconMoodboardiconNewsletter iconNotesiconPhoneiconPieiconPinteresticonPresentationiconPressReleaseiconPrinticonQuotesiconRefreshiconResaiconRestauranticonRoute1234iconScreeniconSearchiconSettingiconShareiconTagiconToqueiconToqueDrawingiconTrashCaniconTwittericonUsericonViewListiconViewMapiconVillaiconWaiterDrawingiconWineDrawingiconXperience

Al continuar navegando en nuestro sitio web, acepta el uso (i) de cookies para medir la audiencia del sitio web, su frecuencia y su navegación, para proponerle ofertas adaptadas según sus intereses y publicidad personalizada, y el uso (ii) de cookies de terceros destinadas a sugerirle vídeos, botones para compartir y publicación de contenidos de redes sociales.
Más información

Acercar el mapa

1 propiedad
Turquía

Elemento central del Imperio Romano de Oriente; más tarde, del Imperio Otomano, Turquía ha conocido un pasado rico en conflictos, en alianzas y en grandes realizaciones.

Algo más al norte, la costa turca comparte con las islas griegas los vestigios de la Antigüedad y el paisaje mediterráneo: olivos, calas de aguas claras y pequeños puertos. En la orilla occidental del Bósforo, entre el mar Negro y el mar de Mármara, los minaretes y cúpulas de los palacios de los sultanes otomanos anuncian el Cuerno de Oro de Estambul. Los romanos la llamaban Constantinopla cuando se construyó la iglesia cristiana más bella de entonces: Santa Sofía. Los monumentales volúmenes, mármoles de colores y mosaicos sobre fondo de oro, siguen siendo impresionantes. Casi diez siglos más tarde, el arquitecto de la mezquita azul, vecina de la anterior, se esforzó para superar la belleza de la basílica, y, como mínimo, la iguala.

Sentados a la sombra con un vaso de çay, el té de Estambul, o un café turco, observamos el ballet de barcos que atraviesan el estrecho. Un viaje de Europa a Asia que recuerda al de los sufís, el trance en el que entran los derviches danzantes para unir cielo y tierra. En Capadocia, la mística es de inspiración geológica. La erosión de la toba, en la meseta de Anatolia central, ha formado chimeneas de cuento de hadas y horadado cañones y cavidades, donde los bizantinos pintaron frescos que aún hoy se pueden contemplar en este paisaje fuera del tiempo.


Se ha encontrado 1 propiedad

Relais & Châteaux
Descubra por qué reservar con Relais & Châteaux es un mundo de privilegios